Saltar al contenido principal

MAF fue una apuesta desde el primer día.

Comenzamos nuestro trabajo hace 15 años en una pequeña oficina en el segundo piso de un café local en el Distrito de la Misión de San Francisco. Nuestra visión entonces, como lo es hoy, era ayudar a mejorar la vida financiera de las personas marginadas y dejadas sin acceso a las herramientas financieras más básicas, como cuentas corrientes o puntajes de crédito. Sin tales herramientas, ¿cómo podemos esperar que las personas mejoren materialmente su vida financiera? 

Desde entonces, MAF ha puesto lo mejor de la tecnología y las finanzas al servicio de nuestros clientes, permitiéndonos escalar nuestro trabajo a nivel nacional. Ahora, las familias inmigrantes de bajos ingresos en todo el país están accediendo a los programas de MAF para ayudar a poner comida en la mesa, pagar el alquiler, iniciar su pequeña empresa e incluso solicitar la ciudadanía u obtener un estado de protección que les permita trabajar y vivir sin temor a deportación. Hemos entregado más de 92,000 subvenciones y préstamos a inmigrantes, personas de color y familias de bajos ingresos para mejorar sus vidas financieras con puntajes crediticios más altos, mayores ahorros y deudas más pequeñas. 

Los servicios financieros de MAF funcionan porque están arraigados en la vida de las personas a las que servimos. Si bien tenemos mucho que celebrar, y eso es precisamente lo que hicimos en octubre pasado para conmemorar la Quinceñera de MAF – Aún queda más trabajo por hacer. 

En 2023, profundizaremos en nuestra investigación de los 5000 participantes en el mayor programa de ingresos garantizados para familias inmigrantes. Estamos ampliando los préstamos para pequeñas empresas para ayudar a los clientes a acceder al crédito para recuperarse más rápido. Y estamos mejorando nuestra infraestructura tecnológica para construir y escalar nuestro trabajo aún más. 

MAF es dramáticamente diferente a cuando comenzamos nuestro trabajo en la Misión. Lo que no ha cambiado es nuestro enfoque centrado en la comunidad para la seguridad financiera y el cambio social. Nuestros clientes están en el centro de todo lo que hacemos. Informan e inspiran cómo nos presentamos para construir juntos un futuro mejor. Porque nuestro verdadero poder siempre está en los demás. 

Lea nuestro Informe anual de 2022 para obtener más información sobre MAF y el trabajo por venir.